Hay muchas veces que se ve colmada la capacidad de asombro con el sistema político.

Cuando vi en la televisión que el actual intendente de Salto Andrés Lima se auto proclamaba pre candidato a la presidencia por el Frente Amplio me quedé atónito.

Por supuesto que apuesto a la democracia y a los derechos que todos tenemos, pero como decía mi querida madre, “esto pasa de castaño oscuro”.

Andrés Lima supo fundir la intendencia de Salto y hacer una de las peores gestiones municipales que se recuerden en su departamento.

Le favoreció que el otro sinvergüenza de Germán Coitinho fuera tan malo como él en el cargo.

Ambos destruyeron un departamento maravilloso, lo hicieron por hacer política con la comuna.

Acomodaron miles de personas, compraron a cientos de caudillitos de otros partidos con cargos en la intendencia.

Hace un tiempo dije en Radio Arapey que ambos deberían estar presos por sus gestiones y administraciones siendo intendentes.

Hoy lo reafirmo.

El abuso de funciones de Lima es algo cotidiano, es una falta de respeto a los contribuyentes en forma permanente.

¿Y tiene la desfachatez de querer ser candidato a la presidencia del Uruguay?

Hace poco organizó un acto en Montevideo en el Club Colonia en la calle Joaquín Suárez y vi allí a los principales senadores y diputados del Frente Amplio apoyado a Lima.

¿No saben lo que ha hecho Lima en Salto con la intendencia?

¿O son tan anormales como Lima?

Estaba el Senador Andrade aplaudiendo a Lima en el acto, incluso hizo uso de la palabra en el mismo.

¿Qué nos está pasando?

Es por eso que muchas veces digo que la izquierda y la derecha se terminan uniendo en algún punto.

Lima sabe que no pasa nada y entonces no siente vergüenza de pretender ser presidente de Uruguay.

Si Lima algún día es presidente de Uruguay, no tengo la menor duda que el país terminará siendo el peor de América.

Salto es el departamento de mayor desocupación, el de mayores acomodos entre la intendencia y la represa de Salto Grande, uno un comité del Frente Amplio y la represa un comité de los multicolores.

Sinceramente, Lima tendría que estar preso y salir proclamándose candidato a presidente de Uruguay por el Frente Amplio.

¡Qué bajo hemos caído!

Artículo anteriorLA GRAN MAFIA DE LOS BANCOS Y SUS FINANCIERAS
Artículo siguientePERSONAS CON DISCAPACIDAD LE ESCRIBEN AL PRESIDENTE LACALLE Y NO TUVIERON RESPUESTA